Ruta por las iglesias de Ibiza

¡Qué espléndida soledad!
¡Y qué fatigosa vida
la vida de la ciudad!

La Isla. Concha Méndez

Ruta mística por Ibiza. De iglesia a iglesia

Ibiza es la isla reina de la versatilidad. Se puede ir a Ibiza de fiesta (aunque este año 2020 por la crisis del Covid no ha sido posible); o a disfrutar de sus playas y de su admirable patrimonio natural; o a conocer sus patrimonio histórico-cultural. Incluso a todo a la vez, por qué no.

Cierto es, que la isla se deja gozar y vivir de diferentes formas. Una ruta por la Ibiza más mística es otra interesante opción, pues visitar la isla blanca a través de sus blancas iglesias resulta:

  • Una forma atractiva de conocer diferentes enclaves de la isla.
  • Agradable y tranquilo. No suele haber muchos visitantes en los templos.
  • Fascinante, por su historia vinculada a los piratas y corsarios del Mediterráneo.
  • Singular, pues las iglesias fortalezas son unas construcciones propias de las islas de Ibiza y Formentera.

Rutas por las iglesias de ibiza



Contenido iglesias Ibiza

1. Características de las iglesias-fortalezas de Ibiza

2. Origen de las iglesias-fortalezas de Ibiza

3. Corsarios e iglesias, los guardianes de Ibiza

4. Las 15 iglesias de la ruta



Características de las iglesias-fortalezas de Ibiza

Las cuatro iglesias fortalezas de Ibiza son las de: Santa Eulalia, San Miquel, San Jordi y San Antoni.

El común denominador de las iglesias-fortalezas de Ibiza, es la doble función que tuvieron: religiosa y defensiva. El objetivo era proteger tanto el alma como el cuerpo de los ibicencos.

Con este fin, las características comunes de las iglesias-fortalezas de Ibiza son:

1. Ubicación en promontorios con buena visibilidad.

2. Muros gruesos, sólidos y blancos.

3. Sobriedad del exterior; carencia de vanos y elementos decorativos.

4. Torres campanarios con la doble función de garitas de vigilancia.

6. Porches porticados «porxos», con techos de troncos de sabina.

La mayoría de las obras de arte que atesoraban estas iglesias, se pierden en la Guerra Civil. Actualmente, acogen réplicas o piezas restauradas.

Ruta por las iglesias de Ibiza

Origen de las iglesias-fortaleza de Ibiza

En el deseo de repoblar las islas pitiusas (Ibiza y Formentera) se debía solventar uno de los principales problemas: las amenazas que venían del exterior (turcos, berberiscos y piratas ingleses, franceses y holandeses).

Con estas expectativas, en el año 1782, Manuel Abad y Lasierra, primer obispo de Ibiza, proyecta acercar la religión católica a todos los rincones de la isla y, a su vez, proteger a los ibicencos de los ataques piratas.

Para este fin, se levantan las iglesias-fortalezas en los enclaves más estratégicos de la isla. Adaptadas a la doble función y manteniendo el estilo de las casas payesas.

Casa payesa Ibiza
Casa payesa

Corsarios e iglesias, los guardianes de Ibiza

Pero no sólo las iglesias-fortalezas tuvieron un papel importante en la defensa y protección de la isla. Determinante para salvaguardar la isla fueron los corsarios pitiusos.
Los corsarios eran los propietarios de las embarcaciones armadas con autorización para atacar navíos y poblaciones de países enemigos. Esta autorización estaba regulada por un documento con el nombre de «patente de corso«.
Los corsarios actuaban legalmente junto a la Armada Real. Eran una marina privada, una especie de «paramilitares» al servicio de la Corona. Se extendían por todas las costas españolas.
Durante los siglos XVII, XVIII y XIX, los corsarios de Ibiza y Formentera fueron los protectores marítimos de las pitiusas, tanto de costas como de embarcaciones.
Eran famosos por su coraje y efectivos en sus ataques, por lo que llegaron a ser muy temidos. Navegaban en pequeñas embarcaciones de nombre jabeques e inventaron los frascos de fuego, vasijas cargadas de pólvora que prendían rápidamente cuando lanzaban a los buques enemigos.
En el puerto de Ibiza se alza un obelisco en memoria a los corsarios pitiusos. Probablemente sea el único monumento del mundo dedicado a ellos.

Ruta 15 iglesias de Ibiza

1. Catedral de Santa Maria de les Neus (Dalt Vila)

2.Iglesia de la Mare del Déu de Jesús 

3.Iglesia-fortaleza Santa Eulària de Riu

4.Iglesia de Sant Carles de Peralta

5.Iglesia de Sant Vicent de Sa Cala

6.Iglesia de Sant Joan de Labritja

7.Iglesia-fortaleza Sant Miquel de Balansat

8.Iglesia Sant Mateu de Albarca

9.Iglesia Santa Agnés de Corona

10.Iglesia Santa Gertrudis

11.Iglesia-fortaleza Sant Antoni de Portmany

12.Iglesia de Sant Josep

13. Iglesia-fortaleza de Sant Jordi

14.Iglesia de Sant Francesc

15.Iglesia Mare del Déu del Carme (Es Cubells)

1. Catedral de Ibiza (Dalt Vila)

La ruta por las iglesias de Ibiza puede dar comienzo en el templo más monumental de la isla: la catedral. Situada en la cima de la Dalt Vila.

Se levantó en el s. XIII, tras la conquista cristiana. en el mismo lugar donde hubo un templo romano, sustituido después por una mezquita. Y es probable que también fuese el lugar elegido por fenicios y púnicos para orar a sus dioses.

Su exterior es sobrio y austero. Los contrafuertes le confieren el aspecto compacto y robusto tan típico de las iglesias pitiusas.

El interior está decorado con detalles de estilo barroco, que contrastan con la sencillez del exterior. Exquisitas las vidrieras del ábside.

Cuenta con un pequeño museo diocesano donde se expone pinturas, tallas, objetos litúrgicos y un interesante muestrario de joyas ibicencas recopiladas de las iglesias de la isla.

Curiosidades

Destaca por curiosa la torre campanario de planta triangular.

Ruta mística por Ibiza

Enlace a la Dalt Vila

2. Iglesia de la Mare del Déu de Jesús (Jesús)

Jesús es un animado núcleo urbano cercano a la ciudad de Ibiza. Bares y restaurantes se concentran junto a su iglesia.

Fue construida por los franciscanos, a finales del siglo XV, para dar servicio religioso a las gentes del mar.

Presenta todas las características de las iglesias ibicencas, destacando su porche en un lateral. Pero hay más: su interior atesora un retablo de estilo gótico flamenco con algunos detalles renacentistas.

Ruta por las iglesias de Ibiza

3. Iglesia de Santa Eulalia del Río (Santa Eulalia del Río)

La localidad de Santa Eulalia del Río cuenta con una auténtica joya arquitectónica, histórica y cultural: el Puig de Missa, el primer núcleo habitado de Santa Eulalia.

Se extiende por un pintoresco montículo salpicado de casas encaladas. Corona tan atractiva imagen, una de las iglesias fortificadas más bellas de la isla.

Tan admirable el conjunto arquitectónico como la estratégica ubicación a 52 m s. n. m. Con el río (el único de la isla) y los molinos harineros a sus pies.

El templo es una hermosa composición de sobriedad y sencilla elegancia; las líneas rectas y el blanco de sus muros sólo se ve alterado por la bermeja cúpula. El porche con vigas de madera y arcadas sobre robustas columnas es otro de los elementos a destacar.

La primera construcción data de principios del siglo XIV. Es destruida en un ataque pirata y en el año 1568 se inaugura la nueva iglesia.

Las capillas del presbiterio, el porche, la casa del sacerdote y la sacristía se levantan un siglo después.

Es indudable, que se trata de uno de los mejores ejemplos de iglesias-fortaleza de Ibiza.

Curiosidades

Junto al templo se haya el peculiar cementerio con tumbas encaladas.

Esta colina fue declarada Paisaje Pintoresco en el año 1952.

Ruta por las iglesias de IbizaPorche iglesia de Santa Eulalia del Río IbizaPuig de Missa. Santa Eulalia

Cementerio de Santa Eulalia del Río Ibiza
Cementerio de Puig de Missa

4. Iglesia de San Carles (San Carles de Peralta)

En el trayecto de Santa Eulalia a San Carlos de Peralta vamos a descubrir la Ibiza más rural, por una carretera entre campos de almendros, algarrobos y construcciones payesas.

Cuando lleguemos al pueblo, será fácil encontrar la iglesia, pues parece que la vida de esta encantadora localidad gira en torno a ella.

Un templo muy coqueto. A su aspecto de casa payesa se le une el maravilloso porche porticado, con doble hileras de arcadas y vigas de madera de sabina.

Además, está rodeado de jardines, por lo que sus blancos muros contrastan con el verde del césped.

Fue construido en 1785. El porche, la espadaña y la casa rectoral fueron añadidos posteriormente.

Curiosidades

Junto a la iglesia se encuentra el emblemático Bar Anita, lugar de encuentro de los hippies que en los años 50 y 60 eligieron San Carles de Peralta para fijar su residencia.

Un pasado de paz y amor que parece no haber abandonado esta localidad. Pues aquí también tiene lugar el famoso mercado de las Dalias, referente de la artesanía y cultura ibicenca.

Ruta por las iglesias de Ibiza

Iglesia de San Carlos de Peralta

Bar Anita en Ibiza
Bar Anita

5. Iglesia de San Vicent (Sant Vicent de Sa Cala)

Adentrarse en esta parte de Ibiza, que durante siglos estuvo aislada por la falta de carreteras, es lo más pertinente para la ruta mística; pues aquí se encuentra el santuario de una de las primeras civilizaciones que habitaron la isla.

Por lo tanto, los alicientes para desplazarnos hasta este lugar son:

1. Iglesia de Sant Vicent, protagonista de la ruta.

2. Cueva de Es Culleram, lugar de culto espiritual dedicado a la diosa Tanit.

3. Belleza y tranquilidad. Una pequeña población en un agreste paisaje de acantilados y bosque mediterráneo.

La iglesia de Sant Vicent es un edificio modesto que si no fuese por su campanario, podría pasar por una casa payesa.

Se levantó a principios del siglo XIX. Su construcción fue tardía pues era una zona casi despoblada y con pocos recursos.

Mantiene las características comunes de las iglesias de la isla, con la singularidad del porche, que no se sitúa delante del templo sino a la izquierda.

Curiosidades

La Cueva de es Culleram  es uno de los yacimientos arqueológicos más importantes de Ibiza.

Por los restos hallados de la Edad de Bronce, parece ser que los primeros usos fueron como hogar o refugio.

Desde el siglo II hasta el 120 a.C. es utilizada por los fenicios como santuario de su mayor deidad: Tanit, diosa del amor y la fertilidad.

Fue descubierta a principios del siglo XX. En las excavaciones se encontraron un importante número de figuras de terracota, la mayor parte representando a Tanit; aproximadamente 600 esculturas  completas y más de 1.000 cabezas y otros fragmentos.

Ruta por las iglesias de Ibiza

Diosa Tanit
Diosa Tanit
Ruta mística por Ibiza. Cueva Tanit
Cueva es Culleram

6. Iglesia de San Joan de Labritja (Sant Joan de Labritja)

A Sant Joan de Labritja hay que llegar sí o sí. Pues una pequeña localidad con personalidad y autenticidad donde se puede disfrutar de la tranquilidad en alguno de sus bares mientras contemplamos pintorescas imágenes de casas blancas, persianas azules, flores en los balcones…

Continuando con la agradable fisonomía del pueblo se alza la iglesia de Sant Joan de Labritja (San Juan Bautista). De un blanco inmaculado tan sólo alterado por la cúpula de tejas de barro y los bordes en ocre del campanario, puerta y ventana.

Junto a la puerta principal se abre un pórtico sobre dos arcos. La techumbre es de madera contrastando con los muros blancos.

En su interior destaca la cúpula octogonal y las capillas laterales.

Curiosidades

La historia de esta localidad va unida a la construcción de la primera capilla, dedicada a San Juan Bautista.

A principios del siglo XVIII, un vecino de la zona pensó que sería apropiado construir una capilla para que los campesinos se instalaran en torno a ella.

El resultado fue el deseado y años más tarde, junto a esta capilla, se levanta la iglesia actual.

En el siglo XIX, Sant Joan de Labritja llegó a ser una de las localidades más pobladas de la isla.

Ruta por las iglesias de Ibiza

Ruta por las iglesias de Ibiza

7. Iglesia de Sant Miquel de Balansat (Sant Miquel de Balasant)

Otra visita imprescindible, pues se trata de una de las cuatro iglesias-fortaleza que tuvo la isla.

Se ubica en lo alto de una colina, de nombre Puig de Missa (como la de Santa Eulalia). La calle por la que se asciende concentra talleres de artesanos. Esta pintoresca calle y las estupendas vistas serán el primer atractivo de la visita..

El aspecto de fortaleza, el amplio porche y los muros blancos serán los siguientes. Pero hay más…

Pues el interior de esta iglesia es uno de los más bellos y singulares. Me sorprendió la decoración de las paredes: tanto las escenas cotidianas en las cenefas, como los frescos en blanco y negro de una de sus naves.

Curiosidades

Después de admirar estas pinturas, una vecina nos contó la historia de las cenefas.

Sobre el origen de las pinturas, nos dijo que fueron realizadas en el S. XVIII  por uno de los corsarios defensores del recinto y habilidoso con el pincel. Tiempo después, fueron tapadas con capas de cal y yeso hasta que se descubrieron por casualidad a principios del S. XX.

Es la iglesia más antigua de Ibiza. El templo original se levantó en el s. XV sobre las ruinas de una  alquería árabe.

iglesia de Sant Miquel de Balansat Ibiza

Pinturas de la iglesia de Sant Miquel de Balansat en Ibiza

8. Iglesia de Sant Mateu d’Albarca (San Mateu d’Albarca)

Antes de llegar a este pequeño pueblo, nos habremos deleitado con el hermosos paisaje de viñedos.

Y es que estamos en el Pla de Albarca. Una llanura de tierra rojiza y fértil, donde se cultivan vides desde hace siglos, junto a algarrobos, almendros, olivos y cereales.

El siguiente deleite será con su iglesia. La simplicidad y armonía de su construcción, los contrafuertes y la triple arcada del pórtico serán los primeros detalles, En el interior, a destacar las capillas y el coro.

Se erigió en el siglo XVIII, entre los años 1785 y 1796.

Curiosidades

Cuenta la tradición que los habitantes de San Mateu querían que su iglesia estuviese terminada antes que la del pueblo vecino, Santa Agnès de Corona. Para ese objetivo, trabajaban sin descanso en su construcción.

Sin embargo, las obras del templo vecino finalizaron antes. Por lo visto, hubo algo de trampa porque levantaron los muros más bajos de lo normal.

Iglesia de San Mateu en Ibiza

Iglesia de San Mateo en Ibiza

9. Iglesia de Santa Agnès de Corona (Santa Agnès de Corona)

Continuando la ruta de las iglesias de Ibiza, por un hermoso paisaje de campos de almendros, llegamos a la otra protagonista de la leyenda antes mencionada.

Realmente, sorprende por su tamaño. Podría pasar desapercibida si no fuera por su campanario. Parece ser que Santa Agnès de Corona es la de menor altura de todas las iglesias de Ibiza.

Aunque no fue posible visitar su interior, imagino que la poca altura dará una acogedora sensación.

Curiosidades

El templo cuenta con otra singularidad: sus dos entradas (una en el porche y otra en el lateral).

La segunda entrada, la del lateral, se construyó en el siglo XIX, pues a raíz de un crimen en la puerta principal, muchos vecinos se negaron a usar este acceso. Motivo por el que tuvo que abrirse una nueva entrada.

10. Iglesia de Santa Gertrudis de Fruitera (Santa Gertrudis de Fruitera)

Construida siguiendo el proyecto del obispo Manuel Abad y Lasierra y con las características de las iglesias de la isla: muros gruesos y blancos, sobriedad, carencia de decoración exterior…

Se inauguró en 1797 y fue el origen del pueblo de Santa Gertrudis. Con el paso de los siglos, vendrían nuevas ampliaciones y modificaciones.

El presbiterio conserva el retablo original de madera, con una talla de Santa Gertrudis.

Entre sus singularidades están el acceso al coro por unas escaleras situadas en el porche, la decoración en colores gris y ocres de algunos detalles del exterior, y, por supuesto, la peculiar espadaña.

Curiosidades

Llama la atención la forma fálica de la espadaña.

Parece ser que su diseño fue casual, que la única intención del constructor era dificultar el acceso al campanario por parte de los jóvenes del pueblo. Pues ya habían causado desperfectos en la primera espadaña, cuando los domingos tenían por diversión subir a tocar las campanas.

Como resultado, es el campanario más alto de todas las iglesias de Ibiza. Y probablemente el único del mundo con tan fálica forma.

Ruta por las iglesias de Ibiza

11. Iglesia de Sant Antoni (Sant Antoni de Portmany)

Ésta es una de las cuatro iglesias fortalezas de Ibiza.

Sus orígenes, como una pequeña capilla con cementerio, datan del siglo XIV. Entre los siglos XV y XVI el templo adquiere el aspecto de fortaleza, con la torre y las almenas.

De ampliaciones posteriores son el porche y la casa parroquial.

Todo el conjunto es interesante por su aspecto de fortificación medieval, aunque destacan la torre, el patio y el porche.

En el interior atesora joyas como: el retablo, la escultura de San Antonio (S. XVIII) y la pila bautismal.

Curiosidades

Tal era el carácter defensivo que hasta tuvo dos cañones. Estaban situados en la torre y defendían la bahía de los temidos invasores.

Se usaron por última vez en el siglo XIX, para intentar hundir unos barcos de contrabando.

Ruta por las iglesias de Ibiza

12. Iglesia de Sant Josep de Sa Talaia (San Josep de Sa Talaia)

En esta pequeña y tranquila localidad parece que la vida se centra en torno a la iglesia y su plaza.

Una construcción que destaca por ser la más monumental del conjunto de iglesias rurales de Ibiza. Es por esto que se le ha dado el sobrenombre de «Catedral de la Ibiza rural«.

Mantiene las características de los templos ibicencos: líneas sencillas, muros blancos y robustos, ausencia de decoración…

No presenta el aspecto de fortaleza, pues realmente no tenía necesidad de esa doble función. Se salvó de los ataques de turcos y piratas gracias a su situación entre montañas y alejada de la costa.

Los elementos más llamativos del templo quizá sean sus altos muros, el porche con tres arcos y el púlpito barroco del siglo XVIII.

Curiosidades

La construcción de la iglesia de Sant Josep está llena de avatares.

A los habitantes de la zona les costó años convencer al arzobispado de Tarragona de la necesidad de una primera iglesia, para cumplir con el culto religioso. Por fin, en 1727 obtienen la autorización.

Un año después se inicia la construcción pero una epidemia de peste obliga a parar la obra.

Cuando se retoma, explota un polvorín en uno de los baluartes de la Dalt Vila. Su reconstrucción requiere la presencia del jefe de obra. por lo que se paraliza de nuevo.

Se reanudan en 1730 y finalizan un año después.

13. Iglesia de Sant Jordi (Sant Jordi de Ses Salines)

Llegar a San Jordi de ses Salines para conocer una de las iglesias fortalezas más emblemáticas de Ibiza, requiere organizar el día, porque son muchos los atractivos que atesora esta localidad, puerta de entrada al Parque Natural de Las Salinas.

Parece ser, que de las cuatro iglesias fortalezas de la isla, ésta es la que mejor conserva su apariencia original. 

Una vez más, nos encontramos con un edificio de las características comunes: sólidos y robustos muros encalados, pórtico en la entrada, espadaña, ausencia de ventanas y decoración exterior…

Su originalidad está en los muros oblicuos y en las almenas que le da el aspecto de castillo medieval.

Curiosidades

Su origen estuvo en un torreón defensivo que contaba con una pequeña capilla. Pero como las invasiones turcas y piratas no cesaban, pues las salinas eran muy codiciadas, fue necesario proteger a los trabajadores de las salinas y a sus familias.

Entre los siglos XV y XVI se construye la iglesia fortaleza para ese fin. Las capillas laterales son añadidas en el siglo XVIII.

Otros atractivos de Sant Jordi

El día puede continuar por una de las playas más famosa de la isla: la playa de las Salinas. O por la escondida cala Sa Rosa, con su torre defensiva y pintorescos embarcaderos.

Pero antes, es  aconsejable visitar el Centro de Interpretación. En el mismo edificio se encuentra la iglesia de San Francesc y detrás las antiquísimas lagunas.

Entonces, veremos:

  1. Centro de Interpretación del Parque Natural de las Salinas, con historia, fauna y flora de los estanques.
  2. Las lagunas. Por unos senderos se llega a los observatorios, donde avistar las numerosas aves. destacando los atractivos flamencos.
  3. Iglesia de Sant Francesc.
Salinas de Ibiza
Salinas
Centro de Interpretación Salinas de Ibiza
Centro de Interpretación

Ruta por las iglesias de Ibiza

14. Iglesia de Sant Frances d’Estany (Sant Jordi de ses Salinas)

Construida en el siglo XVIII para dar servicio religioso a los trabajadores de las salinas.

Es un templo pequeño y sencillo. Su atractivo principal reside en su ubicación en pleno Parque Natural de las Salinas, junto a las lagunas.

Ruta mística por Ibiza

15. Iglesia Mare del Déu del Carme (Es Cubells)

El día que fuimos a visitar esta iglesia se celebraba una boda. Estaba decorada con ramos, coronas y bolas de flores por lo que se pronunciaba el encanto del edificio.

Se trata de una pequeña y coqueta iglesia que llama la atención por sus paredes oblicuas con contrafuertes.

Su construcción está ligada al carmelita, Francesc Palau, conocido como «el ermitaño de Es Vedrá«, que solicitó licencia para edificar una ermita dedicada a la Virgen del Carmen.

En 1958 finalizaron las obras, por lo que es la iglesia rural más joven de Ibiza.

Curiosidades

Detrás de la iglesia, desciende hacia el mar el denominado «Sendero del padre Palau«, que conduce hasta la morada y el huerto del carmelita.

Diferentes carteles nos relatarán detalles de la vida de Francesc Palau. Llegó a la isla en 1858 con el propósito de hacer vida solitaria y contemplativa. Desde luego, no podía haber elegido mejor enclave.

Ruta mística por Ibiza


Aquí, finaliza nuestro recorrido más místico por la isla de Ibiza. Quedan otros templos por conocer. Nos esperan.
Ruta por las iglesias de Ibiza